AEBOX/Daniel Areces/ — Y llegó el momento de la verdad. El Palacio de los Deportes de Oviedo rubricó una entrada superior a los 3.000 aficionados y eso quedó demostrado en el momento en que el asturiano, Aitor “el Diamante” Nieto, hizo su entrada en escena. Un ambiente que aceleraba el pulso y obligaba a enardecer al púgil local aunque fuese la primera vez que disfrutabas de una velada de boxeo. Su rival, el estonio Pavel Semjonov, no se arrugó por ello. Ambos protagonistas sobre el cuadrilátero, protocolo de los himnos y tras el primer tañido de campana, comenzó uno de los enfrentamientos y una de las veladas que más expectación ha generado en el Principado de Asturias en los últimos años.

El pleito arrancó con un primer asalto de estudio. El asturiano tenía a su favor la ventaja de la envergadura, por lo que encontró en su izquierda recta, su principal arma. El estonio, por el contrario, debía recortar espacios y superar esa izquierda para poder adentrarse en la guardia del asturiano para conectar golpes con firmeza.

Aitor Nieto hizo su trabajo, golpear y salir. Series rápidas, nítidas y dejar fuera de distancia a Semjonov. Éste no podía replicar con la inmediatez que desearía, por lo que en vez de entrar como un ariete sobre la guardia del asturiano, le esperaba. La izquierda en ambos boxeadores, cobró una gran importancia, y los intercambios llegaban en los últimos diez segundos promovidos por un agresivo Semjonov. Incluso después de sonar la campana que daba por concluido el asalto, el estonio seguía guerreando. Un hecho aislado pero que el publicó supo reprender con un sonoro abucheo.

Superado el ecuador del combate, Aitor Nieto seguía luciendo una gran velocidad de manos y agilidad en sus piernas, mientras que Semjonov comenzaba a acusar los primeros signos de fatiga. Por este motivo el estonio obligaba a Nieto a que asumiese los riesgos disminuyendo el ritmo de acciones, pero Nieto boxeo con inteligencia y continuó con su trabajo, por lo que Semjonov se reservaba para los últimos instantes del asalto para descargar una lluvia de golpes buscando conectar un golpe significativo que le permitiera fajarse.

Consumidos los doce asaltos, las cartulinas eran las que iban a decretar el vencedor y las puntuaciones fueron las siguientes: 117/112, 115/113 y 115/114. Vencedor por decisión unánime y nuevo campeón del Título East/West Europe de la IBF, Aitor “el Diamante” Nieto. Importante victoria que le sirve para escalar posiciones en los rankings europeos y que le sitúan como el peso wélter a batir en el panorama nacional.

En el resto de combates profesionales, el invicto Pablo Fuego, superó por KO en el segundo asalto a Damiel Urao en combate pactado a la distancia de cuatro asaltos dentro del peso ligero. El asturiano salió muy serio ante un rival bastante correoso y en el segundo asalto, un certero golpe a la zona hepática de Urao le dejó en la lona más allá de los diez segundos. Primera victoria antes del límite para Pablo Fuego, que de seguir en esta línea de progresión, está llamado a ser uno de los boxeadores referencia del Principado. Su siguiente parada, Cristian Morales en el mes de junio en Madrid.

El gijonés David “Davo” Estrada superó con victoria a los puntos a Jair Cortes en combate pactado y convenido a la distancia de cuatro asaltos dentro del peso superwélter. Un enfrentamiento muy igualado, donde Cortés no se amilanó en ningún momento a pesar de las constantes arremetidas de Estrada. El asturiano afrontará el próximo 30 de mayo su primer pleito a la distancia de seis asaltos ante Abraham Roqueñi.

El púgil moscón, José Ramón “Riga” Fernández, sumó su tercer combate como profesional y nueva victoria antes del límite ante el debutante Mikhail en combate pactado a la distancia de cuatro asaltos dentro del peso supermedio. El hombre proveniente de Bucarest, no vino a pasearse, y en el primer asalto conectó un certero golpe en el abdomen del asturiano que le obligó a hincar la rodilla. No hubo tiempo para alarmarse porque el asturiano pisó el acelerador y, en el segundo asalto, lo atropelló sin contemplaciones.

Juan Luis “Juancho” González también sumó una victoria antes del límite ante Vasile Santos en combate pactado a la distancia de cuatro asaltos dentro del peso pluma. El zurdo asturiano boxeo con inteligencia ante un rival de notable envergadura para el peso que se trataba, pero en el segundo asalto, Santos se vió obligado a hincar la rodilla tras encajar varios golpes en la zona abdominal, se recuperó, y en el tercer asalto volvió a besar la lona de manera definitiva tras encajar un duro golpe en la zona hepática.

Combates Amateur:

3×3. Wélter. Pedro López (C.B.Tibet) se impone por victoria a los puntos a Enrique Inchausti (Kontact).

3×3. Superligero. Cristian Camilo (C.B.Tibet) se impone por victoria a los puntos a Cristian de Jesús (Kontact)

Escrito por Aebox