AEBOX/nota de prensa/ — Alejandro Moya, prepara de cara al 2 de Febrero, uno de los enfrentamientos más importantes de su carrera. Él se muestra tranquilo, como siempre. Es difícil verlo inquieto, por muy exigente que sea el reto que tiene por delante.

Alejandro, de tan solo 26 años, se introdujo en el mundo del boxeo de la mano de su padre, también boxeador. Campeón de España y vencedor de varios torneos internacionales de reconocido prestigio internacional, como la copa Haringey, ya desde muy joven destacó por su elevado ritmo de combate y el amplio repertorio de recursos que hacía las delicias de los espectadores.

Obediente, sacrificado y trabajador, así lo define Emiliano, cuando habla de él. “A veces, cuando encima del ring se obsesiona con noquear al rival y empieza a cometer errores, lo mataría. Pero la verdad es que por todo lo demás, da gusto entrenar con él.”

En los próximos días, ambos intensificarán los entrenamientos para preparar la dura cita que les espera el próximo 2 de Febrero. Nada puede quedar al azar, si el objetivo próximo es asaltar el Campeonato de España, por lo que estas navidades tocará hacer algunos sacrificios, como renunciar a los turrones. “Mi vida es el boxeo, y todos sabemos que cuando se quiere llegar a lo más alto, siempre hay que renunciar a ciertas cosas, así que no me importa. Llevo mucho tiempo haciendo esto así que en cierto modo, estoy acostumbrado. Algún día miraré atrás, y pensaré que ha valido la pena. ” – reconoce Alejandro.

¡Confiamos en ello! Pero para ello, el primer paso será vencer el próximo 2 de Febrero y mantener el invicto.

Escrito por Aebox