AEBOX/Nacho Gutiérrez/ — El boxeador mexicano se impuso a los puntos por decisión unánime (115-113,115-113 y 116-112) al norteamericano David Jacobs, en combate celebrado en la Arena T-Mobile de Las Vegas. De esta manera el púgil de Guadalajara unifica los entorchados de los principales títulos mundiales (WBC, WBA e IBF, en su caso) con respeto del campeón de la Organización. La nota estuvo, al margen de lo soso del combate en muchas fases, en la penalización que recibió el afroamericano al superar el peso acordado en la clausula de rehidratación.

El combate empezó un poco rácano a pesar de la alegría colectiva que podrujo el cara a cara de alto voltaje. La estrategia del estadounidense parecía ser moverse y lanzar el jab mientras el mexicano acortaba distancias y adaptaba su boxeo a la exigencias del rival. En el segundo asalto, Canelo empezó a perseguir y consiguió que fallara su rival. Ya en el tercero, Jacobs llegó una buena serie y con ganchos a la zona hepática de Álvarez.

A partir del cuarto se noto el trabajo defensivo de “Canelo” quien conseguía hacerle fallar a un Jacobs que se puso de zurdo a partir del sexto y también en el septimo. La consecuencia fue conseguir buenos golpes a la contra en la anatomia del pelirrojo.

Ya el octavo, “Canelo” consiguió que Jacobs se parara a intercambiar metralla siendo Saúl el que se llevara la mejor parte al llegar claramente con golpes a la cara del estadounidense. Jacobs se animaría en el noveno al llegar con una contundente mano izquierda que el mexicano se tragó sin pestañear.

En el décimo asalto, el mexicano Álvarez de nuevo llevaba la iniciativa, “Canelo” buscaba la distancia corta de la que salia con rápidez ante un Jacobs que respondía. En el penúltimo asalto, de nuevo la iniciativa era para Álvarez, cuya estrategia tenia buenos resultados al provocar fallos en Jacobs pero faltaba continuidad, a nuestro jucio, para obtener el nocaut, detalle que reclamaba un publico ansioso de más acción.

Pensábamos que Jacobs se lo había creído a raíz del buen golpe en el noveno pero parecía no saber desfrizar el momento concreto para desarrollar las ultimas reservas o no querer jugársela abiertamente ante la mayor frescura de un rival que en el último le llego al intentarlo y abrirse un poco más Jacobs. Fue insuficiente para Jacobs al que quizás se le hizo tarde. Al final victoria a los puntos (115-113, 115-113 y 116-112)para Saúl “Canelo” Álvarez, quien dejo una excelente imagen de estratega pero al que su exigente publico le reclamó una victoria por cloroformo.

Escrito por aebox