AEBOX/Nota de prensa/Foto de Ángel De la Iglesia/ — El excampeón europeo del peso Wélter quiere pasar página y empezar a mostrar que sigue aspirando a todo el próximo 8 de junio.

Tranquilo, feliz y sonriente. Kerman Lejarraga, de 27 años, sigue quemando jornadas de entrenamiento en las instalaciones del Mampo Gym pensando en el duelo que el próximo mes de junio, en el Bilbao Arena, le enfrentará al mexicano Luis Solís por el título Latino del Consejo Mundial de Boxeo -WBC-.

“De los errores se aprende”, nos dice mientras se venda antes de iniciar su entrenamiento. “Vivo al margen de todo porque, a día de hoy, lo único que tengo claro es que las cosas no se pueden cambiar y necesito volver a la senda de la victoria como homenaje a todos aquellos que siempre están a mi lado”.

Mucha gente se pregunta que por qué regresa tan pronto a los cuadriláteros tras la pérdida de su título europeo. Kerman lo tiene claro: “descansé, reflexioné y sentía que quería volver a pelear. Nació así. La derrota fue un revés que, lejos de afectarme, ha provocado que tenga más ganas que nunca de volver al ring tratando de corregir los errores que me detecté la noche de Avanesyan”.

¿Qué errores?, preguntamos. “En determinados momentos, a ése nivel, la cabeza debe estar por encima del corazón. La cabeza es clave para saber qué errores no puedes cometer y qué facilidades están dando, de la misma manera que el corazón es lo que debe empujarte hasta que superar el límite del convencimiento cuando sabes que has encontrado el camino. Tanto Txutxi como yo tenemos claro que la comunicación así como la ejecución debe seguir un orden, pero también te digo que no renunciaré a mi forma de entender el boxeo”.

Su rival, Luis ‘Muecas’ Solís. ¿Qué le parece? “Estamos en fase de analizarle”, dice Kerman. “Todos sabemos que los mexicanos son duros y que en su día Gurrola me dio trabajo. Creo que es un gran rival para empezar a poner en práctica aquellos aspectos que hemos detectado que nos pueden hacer mejorar”.

Y Kerman se sube al ring a trabajar con Txutxi Del Valle. Hablan, analizan y se ponen a trabajar. De las derrotas se aprende, dicen. Púgil y entrenador parecen ser conscientes de que la constancia y la experiencia juegan a su favor para seguir mejorando.

Escrito por Aebox