AEBOX/Una crónica de Manuel Barrero/ Foto Cortesía de Andrés Soriano/ — Ayer, el O2 Arena de Greenwich, fue el escenario donde Sergio “El niño” García retuvo su título Europeo del peso superwelter dando una auténtica lección de boxeo al retador local Ted Cheesman.

Salió Sergio con mucha actividad e intentando mandar y llevar la iniciativa en los primeros compases de la pelea ejerciendo el rol de retador y no dando opción a que Cheesman tuviera la posibilidad de pensar y de hacer su pelea. Poco a poco, el inglés logró acomodarse en el centro del ring obligando a Sergio a boxear hacia atrás, algo que no incomodó para nada al campeón español que con una gran cadencia de golpeo logró conectar mucho y muy bien anotándose poco a poco cada uno de los asaltos del combate.

Cheesman, en un alarde de valentía, corazón y físico, no daba tregua a un Sergio que seguía trabajando incansable. Conectanto una y otra vez con el jab, que fue una de las claves de la victoria, logró hacer el combate en la distancia larga añadiendo grandes combinaciones con tremenda puntería que poco a poco iban haciendo mella en el boxeador inglés, que por momentos parecía estar desesperado.

Los asaltos se iban sucediendo y solamente el físico determinaría si Sergio sería capaz de llegar hasta el final con suficiente gasolina para llevarse la pelea. Cheesman, que llevaba un duro castigo a sus espaldas, veía como el combate se le iba escapando poco a poco. En la esquina le advertían de ello y a falta de dos asaltos ya le indicaron que debía jugársela a una mano. Lo intentó hata el final el guerrero Cheesman pero sin éxito. El gran sentido de la distancia de Sergio, los numerosos recuros defensivos del de Torrelavega, que se quitó innumerables golpes con solo dar un paso atrás, y su gran preparación a la hora de asimilar el poco castigo que le llegó, fueron el caldo de cultivo para que finalmente saliera victorioso y retuviera su título de campeón de Europa del peso superwelter.

Con todo esto, ayer Sergio se hizo más boxeador si cabe, subió otro peldaño más y demostró ser un sólido campeón de Europa y una de las puntas de lanza del boxeo español y claro candidato a optar a cotas más altas en un futuro próximo. Ahora, le toca trabajar a Maravilla Box para encontrar la mejor de las opciones a un Sergio que ayer ilusionó y divirtió al aficionado español. Enhorabuena campeón.

Escrito por Aebox