Floyd Mayweather Jr.,el hombre que mueve los hilos del boxeo mundial.

AEBOX/ — Seamos honestos. El estadounidense Floyd Mayweather Jr. no solo ha conquistado cientos de millones de dólares provenientes de sus combates, sino también se ha adueñado de los hilos del boxeo.

Ahora TODOS (con mayúscula) somos simples marionetas, peleles o como quiera llamársele del titiritero mayor. Ese hombre al que no le dan ni frío ni calor las instituciones boxísticas y decide con quién pelear, le importan un bledo los fanáticos, sus rivales y hasta los medios de prensa. El ego es el único móvil de su vida.

Repito: Mayweather Jr. nos tiene atrapados en el letargo de sus decisiones. Se burla, con aire de erudito profesor, del interés generalizado por conocer contra quién, cuándo y dónde será su próximo enfrentamiento, mientras miles de comentarios en diarios, revistas, televisiones y redes sociales se postran a sus poco ilustres pies.

Para mantenernos «entretenidos» hace uso de las redes sociales, mostrando sus lujosos carros y jets privados, o tomándose «selfies» durante cortas vacaciones en las bellas y tranquilas playas de Jamaica.
«Acostado, relajado, disfrutando de un buen clima, palmeras y piñas coladas . Mientras siguen mintiendo sobre la realización de la pelea … sólo voy a continuar viajando y explorando el mundo en mi jet privado», escribió Mayweather Jr.

Con igual desparpajo Mayweather Jr. «controla» los medios en partidos de baloncesto de la NBA en Miami o en el partido de la Estrellas de la misma organización. Fotos y más fotos. Declaraciones y más declaraciones del titiritero para que los monigotes nos movamos al compás de sus fetichismos.

Para intensificar nuestras pasiones y sentimientos, «Money» Mayweather le echa leña al fuego al expresar que desea enfrentarse a Manny «Pac-Man» Pacquiao, un duelo añorado durante años y que se encuentra en el centro de los debates.

Pero de inmediato y cuando TODOS estamos embobecidos pensando que el combate es un hecho irreversible, Mayweather frustra la ilusión con sus palabras altaneras e irreverentes.
«No he firmado nada aún para pelar contra Manny Pacquiao el 2 de mayo», dijo el millonario Mayweather Jr. mientras presenciaba el choque de Estrellas de la NBA el 15 de febrero y era enfocado por una de las cámaras en el Madison Square Garden, de Nueva York.

Así de golpe y porrazo, el invicto Mayweather volvió a frenar las especulaciones sobre la presunta firma de un contrato con el también zurdo tagalo por unos 250 millones de dólares, de los que le correspondería el 60 por ciento del total, la mayor ganancia de su carrera.

También resulta bochornoso y lamentable que los máximos organismos del boxeo confiesen sentirse incapaces de obligar a Mayweather a confrontar sus títulos con los púgiles que ocupan las primeras posiciones en las clasificaciones.

«Hemos hecho todo lo posible para facilitar que se dé la pelea, por eso no ponemos mandatorias, queremos que se dé y vamos adelante, en el CMB estamos haciendo lo que se necesita para que el fan del boxeo vea la pelea», dijo Mauricio Sulaimán, presidente del CMB, ofreciendo una excusa risible que da vía libre a Mayweather Jr. para que decida su futuro en el plano boxístico.

Pero ha transcurrido mucho tiempo y Mayweather Jr. sigue en control sin tomar la pelea, no acepta un adversario «obligatorio» (mandatorio), ni pierde sus títulos por una orden expresa debida a su desidia.

Sulaimán baja la cabeza y reconoce al Emperador del boxeo al expresar que «no podemos hacer a un lado la grandeza de Mayweather ni el interés por la pelea contra Pacquiao. Se le da vuelta a capítulo que estaba bien complicado y es porque nunca había existido un boxeador con dos cinturones, entonces Floyd fue ratificado».

Hasta dónde llegará el irrespeto de Mayweather? No le veo fin. Porque TODOS somos culpables de permitir que este manipulador nos tenga en un puño.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *